Cuando se detectan filtraciones de agua en el interior de la nave…algo está pasando en la cubierta ¡CUIDADO!

Estas goteras o filtraciones pueden tener diferentes tipos de origen. El más común es la acumulación de hojas, tierra, polvo o cualquier suciedad acumulada en las canales por las que se recoge el agua. Esto impide que el agua circule con normalidad y se produzcan las filtraciones.

Otro caso, puede ser causado por el deterioro de los materiales de la cubierta. El óxido, tanto en elementos de unión como en la propia chapa, genera una pérdida de material, lo que se traduce en agujeros o zonas por las que se filtra el agua.

¿Qué soluciones existen?

Reemplazar y reparar

Para cubiertas de naves, lo más común en reemplazar y reparar las zonas dañadas, como tornillería, juntas, canales, chapa…etc. Estos elementos se fijan y se sellan para volver a dejar la cubierta estanca.

Una vez se han detectado problemas, hay que solucionarlo cuanto antes, pues la oxidación es muy agresiva y siempre evoluciona ampliando la zona afectada.

Para evitar estos problemas y controlar el origen del deterioro, lo mejor y más recomendable es realizar revisiones periódicas y tener un mantenimiento de los elementos que forman la cubierta.

Impermeabilizar

Por otro lado, cuando el tipo de cubierta o terraza lo permite, otra solución es la impermeabilización. En Betaman Cobertes somos especialistas en realizar impermeabilizaciones con Poliurea. Con este material se genera una membrana continua en la superficie, sin burbujas y anti humedad. Se trata de una película de alta resistencia y con una vida útil muy elevada.

¿Tienes dudas sobre cómo solucionar las goteras de tu nave?

¡Ponte en contacto con nosotros y te ayudamos!

info@betamancobertes.es